tres hombres y un destino

8:15h a.m martes 23 de septiembre del 2014
Mi jefe me dice que pase a la sala de reuniones, allí me esperan el gerente y el jefe de informatica de la empresa.

Me siento mirando a la montaña que se ve por la ventana.
Se sientan ellos tres frente a mi.

Hace 7 meses era la misma situación, y me contrataron.

Me dicen que rescinden mi contrato.
Que soy muy válida para el puesto pero que no es el perfil para la empresa.

Hace una semana investigaron las webs a las que me conecté en mi tiempo libre desde el ordenador del trabajo, un portátil que usado para hacer diferentes viajes de la empresa, el último a finales de Agosto.

El registro de visita a esa web podría haber sido así un día de mi tiempo libre.

Esa página es una web que estamos creando un grupo de chicas para la visibilidad lésbica, y de allí estamos creando una ONG para ayudar en todos los aspectos sociales y culturales a la igualdad de la mujer y la diversidad sexual.

Yo he diseñado la web y el contenido en mi tiempo libre.

Mi jefe me dijo que había visto que entré en esa página, y que suponía que era de contactos.

Así me dijo que si volvía a entrar en esa web me despediría.

Esta semana me ha despedido.

Hace dos semanas me corté el pelo y me lo teñí de rubia, y me he hecho un tatuaje de una dragona en toda la espalda.
mi apariencia actual

La escena de despido era: tres hombres de unos 40 años y yo de 35.
Me despiden tres hombres, pensé.

Las mujeres que trabajan en esa empresa suelen ser mujeres heterosexuales atractivas físicamente, inteligentes, con família e hijos, y vestidas femeninas, lo cual no quiere decir para nada que no defiendan sus derechos como mujeres libres, al revés, les he tomado mucho aprecio todo este tiempo y conmigo se han portado genial en general.

Todas menos la jefa de personal.

Cuando entré en la empresa y va vestida más femenina quizá (aunque para mi personalmente encuentro mucho más atractiva y femenina mi imagen actual), y sobretodo mi conducta era optimista.

Luego con el tiempo vi que el objetivo de la gente de esa empresa no era global, para el bien común,
 
 
 

 


 

Comentaris

Chess Esther ha dit…
Qué pena que hoy en día sigan pasando estas cosas... rechazo a mujeres por machismo y a personas en general por su orientación sexual. Algún día cambiará? Ojalá!!
Tú para adelante que estás muy guapa. Todo nos hace más grandes y más fuertes! besos!!